Nuestra única respuesta era seguir igual y a la mierda con todo

martes, 23 de agosto de 2016



(no existo otra vez como fase de un ciclo que sin querer he dejado que se volviera a repetir)
(no existo ni siquiera como una imagen inventada, como fantasía)
(solo como cuerpo para usar y desechar hasta que otro ciclo vuelva a comenzar)

sábado, 20 de agosto de 2016




no tengo imaginación. 

ahora que yo ya no te puedo servir.




No dejo de pensar en la idea de que una vez te haces mayor no existe otro estado mental que el de estar siempre y continuamente deprimido. 



jueves, 18 de agosto de 2016

(fumando sobre plata)

el terror que da vivir



Obvio la primera parte puesto que yo no consumo heroína y mientras pienso en voz muy baja en esa segunda frase y se repite en mi cabeza como un mantra.

Desearía poder ser otra persona pero luego pienso que si él, él ha conseguido transformar todo eso en algo tan bonito yo también puedo.

(desearía poder estar muerta de una manera natural, sencilla e inerte, sin tener que dar explicaciones, sin pertenecer a ningún sitio, simplemente dejando de ser)


Pienso en que al final uno no quiere ese amor que da dolor de cabeza, que es tan intenso y tan vital que parece que todo dependa de una sonrisa o una mirada. Pienso que al final uno solo busca normalidad, calma, el mundo en calma.

me da pena no poder construir escenarios por mí misma, momentos que evoquen algo de verdad, dejar de refugiarme en referenciar continuamente un universo que no me pertenece pero que siento tan mío.

(en otros términos se entiende como DEJAR DE SER UNA JODIDA PESADA) pero también me da pena que el ojo humano no sea capaz de comprender cuanto cómo y por qué.



(me da miedo haber perdido la capacidad, de no haberla tenido nunca de hecho, de amar a otra persona de una manera normal, correcta y calmada)




Sí, digamos de mí
que al menos estoy en mi insano juicio.
Sentado aquí, perdido en mi vida.
Sentado aquí y aún huyéndome.

Sí, querrás convenir
en que esto no puede ser llamado vida.
Me muevo de la cama a la cocina
y en el camino me vuelvo a perder.

Pude no hacerlo bien,
pude hacerlo peor,
pero aún golpea mis sienes
tu mensaje en el contestador
preguntando por qué no estaba yo
donde tenía que estar,
qué era aquello tan bueno
que me hizo olvidarme de ti.
¿Era en verdad aquello algo tan bueno?
¿Era en verdad aquello algo mejor?

Hoy procura dormir
y te prometo que yo
llegaré hasta allí
con los primeros rayos del sol
y no te despertaré,
querré contemplar tu sueño profundo
y así comprobar que por una vez
está en calma el mundo.
Y por una vez que encuentre al mundo en calma.
Por una vez que encuentre al mundo en calma.

viernes, 12 de agosto de 2016



echo de menos que hagan música así. 

jueves, 11 de agosto de 2016



Cuando era pequeña, nuestro piso, ese tan grande y amplio estaba lleno de libros por todas partes. 
Libros antiguos, llenos de letras y de datos importantes y vitales para mi padre. Sabiduría. 
Entre tanta letra había tres libros que me encantaba mirar y remirar, no tenían letra, solo imágenes que se me quedaron grabadas en la cabeza. Los tres los miraba a escondidas, cuando no había nadie en casa o cuando nadie me prestaba atención, así podía pasar un buen rato mirando cada una de las imágenes que había dentro.

Uno era un libro de Hajime Sorayama, y aunque la estética no conseguía entenderla me parecía fascinante. Otro era un libro de Bettie Page, con sus poses y su sonrisa y el leopardo, y el otro, probablemente mi favorito, uno de H. R. Giger, Debbie Harry mirándome fijamente y cuerpos y figuras grotescas y morbosas. Los tres los recuerdo con mucho cariño aunque solo consiguiera absorver todo lo sexual que había en esas imágenes. 


jueves, 4 de agosto de 2016



intento deshacerme de cosas importantes

si me toco el cuello puedo notar como duele aún. 
creo que no existió. que no significó nada.









no existo. solo como objeto de risas y burlas de pareja. 


Cortadme la cabeza, con destreza decapitadme,
acabad una vida vulgar con un corte limpio,
un corte limpio.

Las partes de mi cuerpo que detesto, despedazad,
acabad una vida vulgar con un corte limpio,
un corte limpio.

En las manos de un experto cirujano,
con la hoja de un experto cazador,
en el sótano de un asesino experto,
el cielo abierto, la salvación,
un corte limpio,
un corte limpio,
un corte limpio,
un corte limpio,
un corte limpio.

martes, 2 de agosto de 2016



“Y si no encuentras fuerzas para salir de aquí, 
yo las sacaré de donde sea y seguiré sin ti”
Me dijiste algo así con voz grave y resignada,
me grabé tus palabras y me vestí listo para comenzar.

Día uno en pie, comienzo a andar,
quiero aguantar, lo puedo hacer.
El día dos avanza hasta el final
y llega el día tres, lo vuelvo a estropear.
Así que vuelta a empezar.

Día uno en pie, no he de pensar,
ya es día dos, Alprazolam,
comienzo a hablar y no me hago entender,
y llega el día tres, lo vuelvo a estropear.

No preguntes ni por qué ni por qué no,
sólo yo sé el motivo y no es bonito.

Me mudaré a otro sitio, me iré de esta ciudad,
pero ahora es de mí mismo de donde me quiero escapar.

No me des flores cuando aquí hay lirios y rosas,
las querré el día en que ya no quede una sola.
Entonces, ¿me complacerás?
Y dime, ¿cómo lo harás?

Día uno en pie, ¿qué puedo hacer
para encontrar restos de fe?
El tiempo pasa doloroso y lento
y luego en un momento lo vuelvo a joder.
Y entonces vuelta a empezar...

Día una en pie, siento pensar
cómo evitar sentir, pensar,
morir de sed y beber del mar
y al segundo día he vuelto a fracasar.

Si te miento no será por mezquindad,
estas penas siempre llegan por torpeza.

Día uno en pie, ¿qué puedo hacer
sino esperar verlo acabar?
El día terminó con un crujido,
me despierto herido y grito en soledad.

Que es jodido ya lo sé,
pero no es dramático,
esto no es tan trágico,
esto no es un drama, no,
te diré mil cosas por las que llorar…








Todo va volviendo poco a poco a la normalidad. Como todo este tiempo. Como al principio.

Me resulta todo demasiado triste y fingido.

Entonces pienso en Four Rooms, en la historia esa de la mujer y el marido que para ponerse cachondos tenían a una tercera persona para interpretar un papel en una escena de celos y sexo.

Y pienso si realmente es así, me utilizan y se ríen de mí para poder seguir con su relación adelante.

Entonces veo arañazos que yo no he hecho y sé que no existo, ni siquiera como cuerpo deseado, solo como rutina.

domingo, 31 de julio de 2016

Me da tanta pena sentirme tan insegura que tenga que recurrir a la persona que una vez vio algo en mí que aún no consigo descifrar que es.


Recuerdo que cuando estábamos juntos odiábamos al Apolo, el Primavera y odiábamos toda esa clase de gente. Esa gente que hacía que nos parecía estúpida, snob y absurda. Él odiaba el garaje.


Y ahora soy esa persona. Es curioso como consigo mimetizarme con la persona que tengo al lado. 
Me da miedo pensar que no tengo personalidad por mí misma.
Me da pena pensar que siempre acabo acudiendo a él cuando necesito recordarme que existo, que una vez importé y que alguna vez en algún momento volveré a hacerlo. 

Suena Map of Problematique en Sidecar y un chico que se me acerca sabe mi nombre sin que se lo diga y bailamos y me doy cuenta de que mi existencia significa algo aunque sea muy poco para gente. Dice que bailo de una manera elegante y yo insisto en que solo quiero eso, bailar. No puedo dar más aunque quiera. En el fondo pienso que se ríe de mí y nunca sabré si es verdad o no. Me bloqueo y me voy y corro y me voy me voy lejos y alguien quiere enseñarme vídeos y yo no puedo.

No sé. No sé hacer nada y no quiero estar con nadie nunca más y me da pena sabotearme a mi misma de esta manera. Yo solo quiero algo normal.

Me voy y corro y escribo y unos chicos en un taxi me preguntan si estoy jugando a Pokemon y el chico de delante  me para y necesita confirmarlo y corro y corro mucho y muy lejos y mi excusa para no irme a casa de un desconocido que desde luego no lo es es decirle que quiero estar sola en mi casa y me siento la persona más triste y más sola del mundo de manera totalmente voluntaria.

sábado, 30 de julio de 2016

Esto fue lo que ella me dijo una vez: -¿Cómo puede llegar a matar alguien normal?- Pero últimamente, cuando toma una copa de más, me amenaza de muerte, y yo sé que es capaz. Y ahora que ya se ha ido lo está susurrando mi voz: No es tan largo el camino ni tan lento el dolor. 


he comprobado que estar con gente consigue ponerme más triste, resultado de no conseguir sentir esa normalidad que debería.


Duermo a ratos y todo parece ir muy lento. Creo que estoy llegando a un punto concreto, algo necesario. Vivo pensando que no soy feliz. Que la vida no es esto. Que podría hacer algo para estar feliz, pero en realidad no sé lo que necesito. No sé qué necesito para sentirme así. No sé qué quiero. No sé qué puede hacerme feliz y me da mucha tristeza. No sé si la gente sabe esas cosas. Tener las cosas claras. Querer a alguien siendo invisible. Querer a alguien que no existe. No lo sé.

martes, 26 de julio de 2016

me quedo sin fuerza y me canso.


Pensaba que ya había dejado de estar triste, que ya estaba, que ya había llorado toda la pena y que no quedaba dentro. Insensibilizada y estéril.


y no entiendo por qué sigue haciendo tanto daño.



hay cosas por las que prometí que no volvería a estar triste. como que alguien no quisiera compartir el tiempo conmigo. Y no entiendo por qué por qué por qué le sigo dando importancia.



Supongo que una persona normal no aguanta tanto tiempo sin existir. No entiendo por qué lo he hecho. No entiendo dónde va toda esa autoestima y todo ese orgullo. Dónde ha ido y por qué sigo sin poder salir de aquí. Sin existir. Solo como pesadilla y carga. Solo como una sombra a la que odiar.



domingo, 24 de julio de 2016


algún día alguien me querrá solo a mí.





no seré una mitad, no seré un trozo, no seré un espacio. seré un todo.

viernes, 22 de julio de 2016





sigo aquí, cerrando los ojos y respirando, quieta, sin moverme. escuchando como se ríen de mí. 
quería marcarme esto en la piel pero ahora ya no es mío. 

jueves, 21 de julio de 2016


miércoles, 20 de julio de 2016



soñé que vivía en México. Soñé que estaba sola y buscaba un hombre por un río. Soñé que alguien me grababa y me humillaba. 


desperté y deseé estar en México.